Creative Commons License
aborto de pensamientos/abortion of thoughts is licensed under a Creative Commons Atribución-No Comercial-Sin Obras Derivadas 2.5 Argentina License.

viernes, 29 de julio de 2011

Y qué te voy a decir? Si sos socialmente inimputable...

miércoles, 27 de julio de 2011

A veces sentimos que decimos de más y otras veces, que decimos de menos. A veces se sabe que es factible predecir gran parte de muchas cosas; sin embargo, en cuanto a una pequeña fracción relevante de la cuestión, la incertidumbre es magna.

El miedo a equivocarse está, existe, es parte de nuestros días. Un movimiento en falso equivaldría a una catástrofe. Cada palabra que decimos es como una maderita que sacás del Jenga. Y sabés qué? Me gustaría pensarla menos y jugar más, ponerle otra dinámica a la cosa. Pero claro, de poder ser así no generaría interés. Ergo, estas líneas no existirían.

A merced del aleteo de una mariposa.
Mierda que salímos complicados!
A dónde está el botón de reset???




lunes, 25 de julio de 2011


Eggins establece que siempre que hay una elección, hay un significado. Si bien ella se refiere a las relaciones paradigmáticas dentro del ámbito lingüístico, esta cuestión semántica puede aplicarse de manera extrapolada a diferentes ámbitos de la vida. Cada elección que llevamos a cabo implica desechar opciones dentro del abanico finito que se nos presenta. Ejecutamos una opción por encima de las otras, es decir que las elecciones son discretas: prevalece sólo una. Aquellas posibilidades que nos resultan menos rentables, quedan atrás en el camino. Las elecciones que realizamos no son aleatorias. Hay razón, significado, sentido de trasfondo.

A qué voy con esto? La verdad que muy bien no sé (o mejor dicho, no les interesa), pero tiene que ver con cómo moldeamos nuestra existencia con cada decisión que tomamos. Si bien hay cuestiones ajenas a nuestro control, gran parte de nuestra vida la construimos nosotros con cada elección que hacemos. Y sí, estaría copado a veces poder saber a priori qué resultaría de elegir A y no B, porque para ser honestos, muchas veces es como jugar al gallito ciego. Lo correcto no es lo correcto ni lo más adecuado si todavía no existe.

El caos manda, aunque nos cueste recordarlo. Incluso en él hay orden, predictibilidad y causa-consecuencia: significado.

miércoles, 20 de julio de 2011

Tengo idea de haber escrito ya sobre esto, pero me importa un pito y escribo de nuevo. No bastaba que tuviera la irritabilidad a flor de piel, para que asomara por el calendario este día. Típico momento del año (igual que para las fiestas de fin de año) en el que surgen a saludarte personas que se borraron hace años, personas que jamás estuvieron presentes (o que tienen presencia selectiva), personas que con suerte saben tu nombre. Etecé, gente random. Típico día en el que, en cada grupo social del que formás parte, no faltan ésos (por no decir directamente ésas) a los que se les ocurren juntadas multitudinarias, juegos careta y abrazos innecesarios. Y guarda con no participar de la payasada luciendo sonrisa a lo Guasón!

"La lengua en diacronía cambia". Frase que me quedó muy grabada en las paredes encefálicas desde introducción a la traductología, pasando por historia de la lengua y culminando en las lingüísticas. Cada paso dado en mi vida académica y personal ha contribuido a remarcarla para que no pase al olvido.

Etimología de amigo: provendría del latín amicus=amigo, posible derivación de amore=amar. Otra variante contempla que provenga del griego a=sin y ego=yo, lo cual significaría sin mi yo, considerando a un amigo como al otro yo.

Perdón si no coincido con el mundo, pero amigo no es cualquiera. Pocos son los amigos y de pocos uno lo es. Sin embargo, para el común denominador, el término se ha convertido en una especie de hiperónimo.

Cuán devaluado estará el término que:
*cada idiota que agregás a esa red social virtual automáticamente cae bajo esa categoría.
*en la calle cualquiera te grita: “Amigo, me decís la hora?”
*se festeja el 20 de julio a razón de un dudoso alunizaje estadounidense. 

Cada uno festeja hoy a su modo, yo elijo hacer limpieza. Lo que no es útil, se desecha. Así de simple. Para mugre ya están las pelusas que deambulan por mi depto.

Feliz día del "amigo" para todos!

lunes, 18 de julio de 2011

La vida, en forma bastante sádica, a veces pone a prueba para ver si uno comete una vez más el mismo error o si sale airoso sin tener que recurrir a tirarse hacia el extremo opuesto. Difícil tarea, he de decir, tener algo que nunca se tuvo.

domingo, 17 de julio de 2011

Dado que nada es para siempre, todo tiene una fecha de vencimiento.
El tema está cuando conocemos a priori cuándo caduca el plazo.
Hay cuestiones que marcan un antes y un después, que son razón de transiciones notables. Y uno se debate entre seguir adelante o dar un paso atrás.
Cometo siempre la idiotez de seguir adelante y querer retroceder cuando ya es tarde.

viernes, 15 de julio de 2011

"Los boludos son más peligrosos que los hijos de puta,
porque son totalmente impredecibles."

miércoles, 13 de julio de 2011

Cuando era chica uno de mis pasatiempos era buscar bichos bolita en el patio de mi abuela, ponerlos en la palma de mi mano y ver cómo se escondían en sí mismos formando una bolita. Por su lado, mi amigo de la infancia se divertía acercando el torpe dedo índice a los ojos de los caracoles, para que éstos huyeran rápidamente hacia su caparazón, como Cleotilde, la tortuga que tenía de mascota mi vecina, que se metía adentro cuando Fidel, el perro, se acercaba a olfatearla.
Hoy, años más tarde, creo que la mejor frase que aprendí en la odiada Lengua III fue “to crawl into one’s shell”. Luego de pensar en sucesos y en el natural actuar de las personas en cuestión, reflexiono una vez más en la semántica de esa frase


¿Qué hay en juego? El valor del espacio propio, la protección, las inseguridades, el no saber. La vulnerabilidad, la defensiva, el yo. La importancia del sopesar. Las consecuencias del arriesgar. Las ganancias del retroceder. Un cocktail de razón y azar.

domingo, 10 de julio de 2011

Los estados por los que uno pasa (padece) se rigen por la ley de acción y reacción, ergo son necesarios. Cada uno de ellos es ineludiblemente consecuencia de estados, situaciones o eventos anteriores (todo vuelve, to put it in other words). Todo tiene su razón de ser y las razones son,  aunque no se contemplen en ancho-largo-alto. Actos reflejos, mecanismos de defensa, stupidity, whatever you call it. El interés y las ganas no se inventan, aunque puedan reciclarse. A veces hay mucho, a veces poco, a veces sólo por un rato, a veces nada. Relativo. “A veces cierto grado de especificidad es necesario” por la misma razón que el hombre no puede vivir sin categorías.

Los metarelatos fallecieron en la modernidad, long time ago, let us get over it, por amor a Newton, a Lyotard y al espíritu filosófico!

La vida es un gran catch-22. Live with it!


miércoles, 6 de julio de 2011

Decir es hacer, dijo alguna vez Austin. Y mierda que tenía razón. Por eso mismo hay que medir las palabras, aprender a administrarlas y largarlas en tiempo y forma adecuados (lo cual nos lleva tranquilamente a poder debatir sobre la pertinencia, pero eso lo dejamos para otro día). Uno nunca sabe cómo lo que uno dice puede afectar al sujeto en cuestión (por no decir “objeto”). Por más que aparente que le entra por un oído y le sale por el otro, en algún lugar del cerebro quedan pegadas las palabras escuchadas. Claro también, que el contexto lo es todo: quién lo dijo, cuándo, dónde, por qué, etcétera. Uno a veces intuye que si dice lo que piensa o siente, equivaldría a meterle un dedo por el cráneo al otro y revolver como quien a falta de cuchara, disuelve con el índice el juguito en el vaso. Es entonces, cuando uno intuye eso, que llama al silencio (igual, tiempo al tiempo). Es sabido también que el silencio tiene voz propia, que basta con saber decodificarlo. Voces hay en muchos lados, sólo hay que estar atento.


martes, 5 de julio de 2011

Mi abuela siempre me decía que el que juega con fuego, se quema. Sumado a que la vida me enseñó que la curiosidad mató al gato. Entre broma y broma la verdad asoma, dicen…y lo creo. Cada uno se atiene a una graduación lúdica personalizada, por no decir también que cada uno juega su propio juego y pone sus propias reglas. Para qué negar que todo esto genera un poco de miedo y confusión. Seamos honestos, alguno sabe a dónde va a llegar? Escucho conjeturas o propuestas. Dejémonos de joder, estamos grandes, che!

Mucha frase cliché, sip. Tan cliché como la paki curiosa.

lunes, 4 de julio de 2011

Pasan las horas, pasan las risas, pasan los temas y el vacío sigue presente.
El vacío…la pesadilla eterna.
La nada: el todo.

Será alguna vez el acabado algo tan perfecto como un simple parpadeo?
Cerrar los ojos y lentamente desaparecer. Desvanecer. Fallecer.

“So full of what I have lost; so empty of what I now have.”